La preciosa espadaña de San Marcos en Jerez de la Frontera.

También la noche y el frío es un tiempo para enamorarse de algunos rincones jerezanos. Rincones que recortan en el cielo cuando cae la tarde o que se despiertan impetuosos en el momento en el que el sol se abre paso. Traemos a nuestra Jerezania uno de estos lugares que ciertamente tienen su belleza. Se trata de la espadaña que desde el siglo XVIII presume con elegancia sobre el templo parroquial de San Marcos. Y siempre que se nombra San Marcos se acuerdan muchos jerezanos del cura Carlos. El recuerdo a un entrañable sacerdote que durante décadas dirigió esta parroquia situada intramuros de la ciudad. Lástima que no mande tocar las campanas cuando llegue la hora de la misa. El entrañable don Carlos González García-Mier.

Comentar que fue en el año de 1774 cuando se concluyó esta joya de altos vuelos. Es obra del arquitecto Juan de la Barba y es de triple vano. Coronada por un gran frontón que es una de sus características más interesantes. Añadir que dicho frontón está partido en dos grandes roleos que lo flanquean a ambos lados. El remate final viene de la mano de una veleta fina que se pierde en la altura. Todos estos son datos recogidos en la buena guía artística y monumental de Jerez escrita por Pablo Pomar y Miguel Ángel Mariscal.

El día de la Virgen de la Paz, como titular de la cofradía de La Cena, las tres campanas suenan con toda la fuerza que pueden. Sera el próximo 24 de enero, donde los cultos se inician en honor de esta histórica imagen vinculada a la collación de San Marcos.

Por otro lado, destacar que otra de las grandes celebraciones es la del Corpus Christi en al que algunas ocasiones la espadaña se viste con paños blancos de brocado.

La espadaña de San Marcos es una de las joyas arquitectónicas más bellas de la ciudad. Una vecina un tanto desconocida para muchos jerezanos. Para eso tenemos esta sección de rincones. Con el fin de que al menos en alguna ocasión recobren el debido protagonismo.

Merece la pena observarla. La plaza del Clavo es un buen sitio para hacerlo.

Al fondo, la espadaña de San Marcos vista desde la plaza del Clavo en Jerez.
Al fondo, la espadaña de San Marcos vista desde la plaza del Clavo en Jerez.

Dejar comentario