Museo Arqueológico de Jerez. Foto - Jerez.es

Hoy, primer día del mes de septiembre, el Museo Arqueológico de Jerez se celebrará una jornada de puertas abiertas para que toda persona que lo desee pueda acceder a la historia arqueológica de Jerez y su entorno. En este primer domingo de septiembre la Asociación Amigos del Museo Arqueológico de Jerez retoma sus recorridos guiados que tendrán lugar a las 11.30 y a las 12.00 horas.

Esta actividad forma parte de las actividades con motivo de las ‘Fiestas de la Vendimia’ de Jerez en esta edición de 2019. Destacar que no es necesario completar ningún requisito previo, basta con acudir antes de las horas de inicio del recorrido a la puerta del museo, situada en la plaza del Mercado para unirse al grupo. El recorrido, que oscila entre una hora y media y dos horas, parte de la plaza mencionada explicando sus datos históricos y los del edificio que alberga el Museo. Posteriormente se realiza una visita cronológica por todas las salas del espacio museístico.

Estos recorridos guiados se realizan cada primer domingo de mes sin coste adicional a la compra de la entrada y también se ofrecen en noviembre coincidiendo con el cumpleaños del museo y en mayo en torno al Día Internacional de los Museos.

El Museo arqueológico de Jerez se puede visitar a través de un recorrido completo que se distribuye a través de tres grandes bloques temáticos, cada uno de los cuales es introducido mediante un audiovisual de corta duración: ‘Jerez, antes de Jerez’, ‘Madinat Sharish’ y ‘Xerez de la Frontera’.

Para aquellas personas que no dispongan de tiempo suficiente para realizar una visita completa se ofrece la opción de un recorrido rápido a través de una selección de trece piezas maestras, representativas de cada periodo cultural o de alguna faceta específica de los mismos. De esta manera, quien visita el museo puede conocer de forma rápida y didáctica la evolución histórica de Jerez y su comarca. Cada uno de estos elementos se encuentra destacado en el recorrido general dentro de su propia vitrina, con un enmarque negro sobre fondo rojo. Un pequeño texto explicativo señala las características fundamentales de la pieza en sí y del contexto histórico al que se adscribe.